jueves, 23 de febrero de 2012

Se viene la DJAS. La ventanilla única de la AFIP suma el control de servicios.



Extendieron la declaración jurada al sector que giró u$s12.831 M al
exterior en 2011

Por Patricia Valli

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) publicó ayer la
resolución general 3.276 con la que amplió la llamada ?ventanilla
única? del comercio exterior a los contratos de importación de
servicios, que deberá presentar declaraciones juradas desde el 1º de
abril para poder operar.

Los privados se mostraron cautos frente a la noticia de la medida que
entrará en vigencia en poco más de un mes y abarca a los servicios de
información e informática, patentes y marcas, regalías, derechos de
autos y primas por préstamos de jugadores, sectores también vinculados
a los controles de la UIF en el marco de la regulación contra el
lavado de dinero.

?Por lo menos avisaron con más tiempo?, fue uno de los comentarios
compartidos por empresarios y operadores, que aseguraron que todavía
están evaluando cómo funciona el sistema de declaración jurada
anticipada de importaciones para los bienes generales.

Según la comunicación de la AFIP, en el caso de servicios se deberán
informar las operaciones por más de u$s100.000 (o por pagos en cuotas
de más de u$s10.000) realizadas tanto por personas o entidades del
exterior a residentes en el país, como a las prestaciones desde la
Argentina a prestatarios en el exterior. Es decir, tanto las
importaciones como las exportaciones del sector de servicios, que el
año pasado movió en total u$s24.548 millones, según el último balance
cambiario del Banco Central.

De ese total, u$s12.831 millones correspondieron a pagos al exterior
por importaciones, mientras que los ingresos fueron de u$s11.717
millones.

Amplio espectro. También estarán contemplados en la norma los
servicios empresariales profesionales y técnicos, los personales,
culturales y recreativos, el pago de garantías comerciales por
exportaciones de bienes y servicios, los derechos de explotación de
películas, video y audio del exterior y los servicios de transferencia
de tecnología, además de rentas y compra de activos no financieros.

La resolución, en tanto, exceptúa las operaciones con pagos cancelados
antes de abril.

Para la aprobación, la AFIP se tomará los mismos plazos que en el caso
de las resoluciones sobre los bienes y establecerá los mismos límites
para los organismos que se sumen a los controles.

?La disponibilidad anticipada de información estratégica posibilita
una adecuada interacción entre los organismos de control, potenciando
los resultados de la fiscalización integral?, argumentó la
administración a cargo de Ricardo Echegaray en los considerandos de la
resolución publicada en el Boletín Oficial.

Comercio interior. De la misma forma que desde el 1º de febrero lo
realizan los importadores de bienes, los operadores del sector de
servicios deberán cargar una ?declaración jurada anticipada de
servicios? (DJAS) en la página de la AFIP, que generará un número de
operación.

El análisis de las operaciones estará a cargo de los organismos que se
sumen al sistema, de la misma forma que se realizó con los bienes,
donde el primer adherente fue Comercio Interior, que se descuenta como
veedor también en este caso.

La operación también deberá informarse al Banco Central y al sistema
de la AFIP para que se autoricen las compras de divisas para pagar en
el exterior o las liquidaciones cuando se trate de ingresos.

En las declaraciones juradas, los importadores y exportadores de
servicios deberán consignar fecha del contrato, el lugar donde se
realiza la prestación, la empresa que lo lleva adelante con los datos
habituales: razón social, CUIT y domicilio, entre otros, además del
concepto del servicio, el monto total del contrato y tipo de moneda.
También habrá que detallar las cuotas para el pago, montos y datos de
transferencia bancaria, por ejemplo.

El año pasado, según los datos del Banco Central, el resultado
positivo de la cuenta corriente fue u$s6.600 menor que en el año
anterior por los menores ingresos netos de las operaciones de comercio
exterior, tanto en bienes como servicios, lo que explica los mayores
controles sobre la balanza comercial en los dos sectores. A esto se
sumó, como contrapartida, los pagos de deuda más abultados en el
sector público.

La balanza de servicios, en rojo por u$s1.115 M

El Gobierno pone la lupa sobre los egresos por pagos de servicios al
exterior, que acumularon u$s12.831 millones durante el 2011, según
detalla el último balance cambiario del Banco Central y el saldo de la
balanza de este sector fue negativo por u$s1.115 millones.

Los ingresos por exportación de servicios, en tanto, alcanzaron los
u$s11.717 millones durante el año pasado.

?Con la demanda neta de u$s336 millones del cuarto trimestre, las
opreaciones registradas en concepto de servicios totalizaron egresos
netos por u$s1.115 millones en el 2011?, indica la entidad a cargo de
Mercedes Marcó del Pont.

?Ese resultado anual se explicó por ingresos netos de servicios
empresariales, profesionales y técnicos por u$s2.360 millones y
egresos por turismo y viajes y pasajes por unos u$s1.140 millones, más
unos u$s830 millones por fletes y seguros y por regalías y otros
servicios, u$s1.500 millones?, consigna el informe monetario del
Central.

El resultado del 2011 implicó la reversión por u$s1.200 millones
respecto al superávit registrado en el año anterior. Esto estuvo
explicado por los mayores egresos por turismo y viajes y pasajes, en
línea con la salida de residentes al exterior que marcan las
estadísticas de turismo, lideradas por visitas a América latina y en
particular a Brasil.

El 37% de los egresos de la balanza de servicios estuvo explicado por
el turismo, mientras que los servicios empresarios y profesionales
representaron el 20% y los fletes y seguros, un 17 por ciento.

Las operaciones de renta, en tanto, implicaron una salida neta de
divisas de u$s4.490 millones por pagos netos de intereses de u$s3.328
millones y giros netos de dividendos y otras rentas por u$s1.166
millones.

No hay comentarios:

Compartir en Facebook